La ciudad de Ahvaz alcanza temperaturas de 53.7º C y rompe un récord mundial

Esta ciudad iraní de 1,2 millones de habitantes situada 900 al suroeste de Teherán era célebre hasta ahora porque la Organización Mundial de la Salud (OMS) la considera como «la ciudad con más contaminación del aire en el mundo», por encima de Delhi o Pekín, tras alcanzar los 372 microgramos de sustancias contaminantes por metro cúbico, cuando el límite que establece la OMS para que la atmósfera no sea nociva se sitúa en 20.

Ahora el calor eclipsa a la contaminación y los expertos tratan de verificar el dato divulgado a través de Twitter por el meteorólogo Etienne Kapikian, de MeteoFrance, según la información recogida por el blog dedicado a la climatología, Capital Weather Gang, del periódico estadounidense The Washington Post.

La capital de la provincia del Juzestán, fronteriza con Irak y el Golfo Pérsico y centro de la minoría árabe del país, ha captado la atención mundial tras la difusión de este dato sobre la temperatura extrema que registraron sus termómetros la tarde del jueves cuando se llegó a los 128,7 grados Fahrenheit. Esto que equivale a 53,7 grados centígrados, una marca que pulveriza los 48,1 grados que se alcanzaron en esta misma ciudad en julio de 2000 y que le colocan como la temperatura más alta para un mes de junio de todo el continente asiático y, posiblemente, sea el récord mundial de calor de todos los tiempos. Los medios iraníes se hacen eco de la ola de calor que sufre el país en los últimos días y, entre la contaminación y el calor, Ahvaz es la ciudad donde la esperanza de vida es más baja en Irán y los residentes sufren problemas respiratorios. Situada en el desierto y rodeada de pozos de petróleo, las autoridades han realizado numerosas cumbres para intentar mejorar las condiciones de vida de la población, pero hasta el momento no han tenido éxito y el efecto generado por el cambio climático parece que tiende a agravar aún más la situación.

Las webs especializadas aseguran que, según el meteorólogo de Weather Underground, Christopher Burt, la temperatura máxima registrada en la época moderna hasta ahora eran los 54 grados recogidos en Mitribah, Kuwait, el pasado 21 de julio. Por lo que los iraníes pasarían a ocupar el podio también como el lugar más caluroso del mundo, una marca que se podría batir en las próximas semanas ya que el verano no ha hecho más que empezar.

https://www.washingtonpost.com/news/capital-weather-gang/wp/2017/06/29/iran-city-soars-to-record-of-129-degrees-near-hottest-ever-reliably-measured-on-earth/?utm_term=.9e0d7550b25c

Sobre nosotros Félix Ruiz

Trabajador Social de formación y apasionado de las temáticas relacionadas con el misterio desde siempre. Redactor de noticias, escritor novel, lector compulsivo y buscador incansable de preguntas que compartir con todo aquel que sea curioso y quiera saber más.

No se admiten más comentarios